viernes, 5 de junio de 2009

Mi mamá leyó mi blog

Y es que los blogs son cosas del diablo
Aurelio tenía razón
Aurelio que fue el primero al que lastimé con este blog, en un post (el único que he borrado)
del que no me acuerdo mucho pero mencionaba al lobo estepario.
Por cierto que Aurelio un día abrió un hi5 y fue así que su ex novia se dio cuenta de que le había puesto el cuerno
y la hermana de Cintia se enteró por el hi5 de su novio y la chismosa de Mariana que Abdul (el novio) le ponía el cuerno con una chavita
y hablando de Mariana: debe haber llorado cuando escribí que era una psicótica, (seguro no lloró, más bien aventó algo) pero debé haber dolido
Son cosas del diablo de veras.
Pero no los foros cibernéticos, no
lo que albergamos en nuestras cabezas
es lo que asusta
Por algo los diarios debían permanecer secretos

Así que cuando mi mamá me dijo que se metió a mi blog
sentí lo que hubiera sentido a los 15 años si cualquiera hubiera abierto mi diario
(y hubiera entendido mi letra)
aquí el post que vio mi madre
Mi mamá me preguntó que por que hacía críticas tan "descarnadas" eso dijo "descarnadas" y le dije a mi mamá que lo que yo hago es escribir y que entonces había escrito. También le dije que no escribí nada que no fuera verdad y mi mamá puso cara de decepción porque no encontró ni un ápice de arrepentimiento en mi respuesta. Le pregunté si mi papá lo había leído también. Dijo que no. Me doy por bien servida.

Pero no pude evitar pensar en ese único post que borré, ese en que de un modo u otro llamaba a Aurelio mediocre, ni en ese otro que leyó Mariana y le enseñó a su primo (que era entonces mi jefe) y en la minificción que le escribí a Jaime y no dudé en mandar a la revista y que tantos conflictos nos trajo, ni en el cuento del chamán en el que soy tan cruel con Claudia y que además leí en público (un selecto, artero, equívoco, público. ¿lo hiciste a propósito?) y en eso que le dije a Ulises el martes cuando me dijo que no estaba bien que me guardara las cosas
"si supieran lo que pienso de veras, me mandarían a la chingada"

Jaime me dijo que no era justo, que mis textos lastimaban a la gente,
que mis palabras lastimaban a la gente
(él, que siempre habla de flores y de coños como si no espinaran)

Pero una cosa es que lo diga Jaime (que tras tanta convivencia disfrutaba inventariando mis defectos) y otro muy distinto verlo en la mirada de mi ma

a lo mejor es cierto que mi lengua es ponzoña
y mi pluma es de veneno
a lo mejor el ave que habita mi cerebro
es de carroña
y ahora que mi madre lo sabe
ya no hay cómo detener su vuelo

2 comentarios:

Mar Koan dijo...

changos

Eliud Delgado dijo...

Nadie se puede sentir más culpable que yo por lo de Aurelio y el hi5.